La Cuenta (original)

Un día Carlos invitó a su amigo Manuel a cenar. Aquella noche salieron a un restaurante y terminaron metiéndose en una conversación cautivadora, la cual tenía a Carlos muy absorto. Tanto era así que se le olvidó pedir la cuenta y se fue sin pagar, mientras que Manuel sencillamente dio por hecho que Carlos ya se había encargado de ella en algún momento.

Así que los dos tíos se iban alejando del restaurante a pie de camino de vuelta a casa cuando, de repente, advirtieron al camarero corriendo hacia ellos agitando la factura en el aire con una mano, señalándoles con la otra, y gritando a pleno pulmón: —¡¡Ladrones! ¡Ladrones!!

Manuel miró a Carlos y le preguntó: —¿Que te marchaste sin pagarle al camarero? !¿Qué te pasa!?!—

—Perdón, —respondió Carlos. —Es que no me había dado cuenta de que no me había dado la cuenta.



You'll only receive email when Joke Writer publishes a new post

More from Joke Writer